La Revista de Derecho de la Universidad del Desarrollo

Please download to get full document.

View again

of 18
All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
Published
La Revista de Derecho de la Año XIV, N 30 Julio 2014 Actualidad Juridica 30 indd Investigación criminalística militar Rodrigo Vera Lama 1 Resumen: El propósito de este trabajo es estudiar
La Revista de Derecho de la Año XIV, N 30 Julio 2014 Actualidad Juridica 30 indd Investigación criminalística militar Rodrigo Vera Lama 1 Resumen: El propósito de este trabajo es estudiar la investigación criminalística en el sistema de Justicia Militar. El análisis será realizado desde un punto de vista judicial y policial. Aspectos preliminares de administración de justicia Para comenzar corresponde detenerse en materias conceptuales, a fin de establecer los parámetros de actuación de la Justicia Militar. También prevenimos que las referencias a Tribunales Militares o Fiscalías Militares (Ejército y Carabineros) deben considerarse extensivas a las Navales y de Aviación. Cuando hablamos de investigación criminalística apuntamos a la pesquisa técnica que se realiza con el fin de obtener elementos de convicción para acreditar la existencia de un delito y sus partícipes; y no a los procedimientos legales de investigación criminal, sin perjuicio de constituir estos el margen de actuación. La Constitución Política de la República 2 en su artículo 76 señala que la facultad de conocer de las causas civiles y criminales, de resolverlas y de hacer ejecutar lo juzgado, pertenece exclusivamente a los Tribunales establecidos por la Ley. Ni el Presidente de la República ni el Congreso pueden, en caso alguno, ejercer funciones judiciales, avocarse causas pendientes, revisar los fundamentos o contenido de sus resoluciones o hacer revivir procesos fenecidos (...) Para hacer ejecutar sus resoluciones, y practicar o hacer practicar los actos de instrucción que determine la Ley, los Tribunales ordinarios de justicia y los especiales que integran el Poder Judicial, podrán impartir órdenes directas a la fuerza pública o ejercer los medios de acción conducentes de que dispusieren (...) La autoridad requerida deberá cumplir sin más trámite el mandato judicial 1 Oficial del Servicio de Justicia Militar. Abogado. Licenciado en Ciencias Jurídicas y Sociales por la Universidad de Concepción con distinción máxima. Premio a la mejor Memoria de Prueba en Derecho Constitucional en 2006 sobre el tema Inteligencia. Autor del libro Sistema de Inteligencia del Estado a la luz del Derecho (Editorial Librotecnia). Expositor invitado en la cátedra Inteligencia de la Academia Nacional de Estudios Políticos y Estratégicos (ANEPE). Fiscal Militar Letrado Titular de Angol, cargo donde le ha correspondido la dirección y ejecución de investigaciones judiciales delictuales de alta complejidad vinculadas a la conflictividad político-social mapuche y a la seguridad institucional. 2 Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 24 de octubre de Actualidad Juridica 30 indd y no podrá calificar su fundamento u oportunidad, ni la justicia o legalidad de la resolución que se trata de ejecutar. La misma Carta Fundamental en el inciso final del artículo 83 señala que el ejercicio de la acción penal pública, y la dirección de las investigaciones de los hechos que configuren el delito, de los que determinen la participación punible y de los que acrediten la inocencia del imputado en las causas que sean de conocimiento de los Tribunales militares, como asimismo la adopción de medidas para proteger a las víctimas y a los testigos de tales hechos corresponderán, en conformidad con las normas del Código de Justicia Militar 3 y a las leyes respectivas, a los órganos y a las personas que ese Código y esas leyes determinen. De estas normas fluye, entre otras cosas, la independencia de los Tribunales y la posibilidad de impartir órdenes a la Policía para practicar los actos investigativos o de instrucción. Siguiendo este orden de ideas, el artículo 101 de la Constitución expresa que las Fuerzas Armadas dependientes del Ministerio encargado de la Defensa Nacional están constituidas única y exclusivamente por el Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea. Existen para la defensa de la patria y son esenciales para la seguridad nacional. Las Fuerzas de Orden y Seguridad Pública están integradas solo por Carabineros e Investigaciones. Constituyen la fuerza pública y existen para dar eficacia al derecho, garantizar el orden público y la seguridad pública interior, en la forma que lo determinen sus respectivas leyes orgánicas. Dependen del Ministerio encargado de la Seguridad Pública. Como se aprecia, el constituyente señala que las Fuerzas Armadas son esenciales para la seguridad nacional, y, en consecuencia, se trata del último recurso con el que cuenta el Estado para asegurar su existencia. Cuando las Fuerzas de Orden y Seguridad Pública no son suficientes para garantizar la seguridad y orden público interior se recurre a las Fuerzas Armadas a través del respectivo estado de excepción constitucional. De ahí que es especialmente relevante que tanto la responsabilidad disciplinaria como criminal de sus miembros se pueda hacer efectiva de la mejor manera posible a través de investigaciones eficaces, ya que de lo contrario se pone en riesgo la subsistencia de la República, pues difícilmente la van a proteger efectivos que delinquen o quebrantan gravemente la disciplina. El Código Orgánico de Tribunales 4 en el artículo 5º inciso 3º prescribe que forman parte del Poder Judicial como Tribunales especiales, los Tribunales Militares en tiempo de paz, los cuales se regirán en su organización y atribuciones por las disposiciones contenidas en el Código de Justicia Militar y sus leyes complementarias. El mismo Código Orgánico, en el artículo 11 (aplicable según el artículo 4º del CJM) reitera las normas constitucionales, en lo relativo a la facultad de recurrir a la Policía para ejecutar actos de instrucción y que las órdenes judiciales se deben cumplir sin más trámite. 3 Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 19 de diciembre de Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 9 de julio de Actualidad Juridica 30 indd En cuanto a la Policía, el artículo 1º de la Ley Orgánica Constitucional Nº señala que Carabineros de Chile es una institución policial técnica y de carácter militar, que integra la fuerza pública y existe para dar eficacia al derecho; su finalidad es garantizar y mantener el orden público y la seguridad pública interior en todo el territorio de la República y cumplir las demás funciones que le encomiendan la Constitución y la ley. El artículo 3º inciso 3º nos dice que la investigación de los delitos que las autoridades competentes encomienden a Carabineros podrá ser desarrollada en sus laboratorios y organismos especializados. Finalmente, el artículo 4º inciso 1º manifiesta que Carabineros de Chile prestará a las autoridades judiciales el auxilio de la fuerza pública que éstas soliciten en el ejercicio de sus atribuciones. Por su parte, en lo referido a la Policía de Investigaciones, el artículo 1º de su Ley Orgánica, contenida en el DL Nº , preceptúa que la Policía de Investigaciones de Chile es una Institución Policial de carácter profesional, técnico y científico, integrante de las Fuerzas de Orden, dependiente del Ministerio del Interior y Seguridad Pública, cuyo personal estará sometido a un régimen jerárquico y disciplinario estricto. Se vinculará administrativamente con el referido Ministerio a través de la Subsecretaría del Interior. El artículo 5º dispone que corresponde en especial a la Policía de Investigaciones de Chile (...) dar cumplimiento a las órdenes emanadas del Ministerio Público para los efectos de la investigación, así como a las órdenes emanadas de las autoridades judiciales (...) prestar su cooperación a los Tribunales con competencia en lo criminal. El artículo 6º expresa que los servicios policiales en todo el territorio de la República estarán a cargo de Investigaciones y de Carabineros de Chile, salvo en lo que se refiere a las Policías Marítima y Militares y otras excepciones que prescriba la Ley. El artículo 7º: La Institución dará al Ministerio Público y a las autoridades judiciales con competencia en lo criminal, el auxilio que le soliciten en el ejercicio de sus atribuciones. Finalmente, el artículo 31: Los peritos del Laboratorio de Criminalística cumplirán los cometidos que les encomienden los Tribunales, con absoluta independencia respecto de los funcionarios superiores de Policía de Investigaciones de Chile y darán cuenta de ello directamente al juez que les haya encomendado la diligencia. Con respecto a la Policía Militar, solo se hace referencia a ella en el mismo artículo 6º de la Ley Orgánica de la PDI. Si se realiza el análisis en lo tocante al Ejército, a diferencia de la Armada, no existe una Unidad de ese tipo, es decir, una especie de símil de la Policía Marítima. En todo caso el artículo 281 Nº 2 del Código de Procedimiento Penal 7 considera como fuerza pública, para efectos de ejecutar una orden de detención, al Ejército, estando además obligada la fuerza pública militar a prestar auxilio cuando existe peligro de fuga o resisten- 5 Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 7 de marzo de Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 24 de enero de Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 13 de febrero de Actualidad Juridica 30 indd cia, según el artículo 289. Sin perjuicio de lo antes expresado, lo que hay es un servicio administrativo permanente, como el que tiene el resto de las Fuerzas Armadas, denominado Policía Militar, con funciones acotadas a actividades de orden, seguridad y protección física del personal, material e instalaciones, así como la vigilancia y control del tránsito en la zona jurisdiccional de la unidad a la cual pertenece, y se encarga de la custodia, atención y traslado de prisioneros de guerra, pero sin desplegar actividades de investigación criminalís - tica. Aunque la Constitución no señala dentro de las Fuerzas de Orden y Seguridad a la Policía Marítima, no obstante la referencia que realiza el artículo 6º del DL Nº 2.460, lo cierto es que esta entidad existe y desarrolla funciones policiales, aunque acotadas a ciertos lugares, constituyendo un servicio público marítimo que resulta cada vez más especializado y técnico sobre las materias propias o inherentes a su actividad 8. Así, el artículo 95 del DL Nº , Ley de Navegación, determina que la Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante (DIRECTEMAR), por intermedio de las Autoridades Marítimas y del personal de su dependencia, ejercerá la policía marítima en las aguas sometidas a la jurisdicción nacional y en los demás lugares que su Ley Orgánica señala. El artículo 96: La Autoridad Marítima y su personal, en el desempeño de sus funciones de policía marítima, tendrán el carácter de fuerza pública, y serán aplicables en tal caso los artículos 410, 411, 416 y 417 del Código de Justicia Militar. Finalmente, el artículo 97 establece que la Autoridad Marítima velará también por el cumplimiento de las resoluciones judiciales que deban ejecutarse en su zona jurisdiccional. Por su parte, el DFL Nº , Ley Orgánica de la DIRECTEMAR, en el artículo 3º letra l) señala que corresponde a la Dirección ejercer la Policía Marítima, Fluvial y Lacustre. El Director y las Autoridades Marítimas y los demás funcionarios en quienes el Director o las Autoridades Marítimas deleguen tales facultades, podrán efectuar allanamientos, incautaciones y arrestos, dentro de sus funciones de Policía Marítima. Los lugares donde puede ejercer sus funciones están señalados en el artículo 6º 11. Complementan esto los artículos 30 y siguientes del mismo DFL, así como el Decreto Supremo Nº bis, Reglamento General de Policía Marítima, Fluvial y Lacustre. 8 RICCI BURGOS, Eduardo. La Actividad Policial de la Autoridad Marítima: Procedimientos de Orden Público Interno o Reglas de Enfrentamiento?, en Revista de Marina, Nº 915, Armada de Chile, Valparaíso, Marzo Abril, 1999, p Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 31 de mayo de Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 5 de agosto de La Corte de Apelaciones de Concepción (Causa rol RPP) confirmó la resolución del Juzgado de Garantía de Coronel que excluyó prueba por haber sido ilegal la actuación de unos funcionarios de la Policía Marítima al haber efectuado un control de identidad fuera de recintos portuarios o de naves o artefactos navales según lo prescribe el artículo 34 letra b) del DFL Nº 292. La prueba excluida decía relación con las declaraciones sobre la forma de imponerse de los hechos de la acusación, las acciones desplegadas y la ubicación y retención del imputado. 376 Actualidad Juridica 30 indd Con respecto a las funciones de policía que desarrolla la autoridad aeronáutica, solo se hace referencia a esta en los artículos 20 y 22 de la Ley Nº de Inteligencia, pero en la práctica no existe una unidad que desempeñe funciones de investigación criminalística para el Ministerio Público o autoridades judiciales y que dependa de la Dirección General de Aeronáutica Civil, no obstante la existencia de AVSEC (Aviation Security) que tiene una misión orientada a la seguridad aeroportuaria, capacitándose su personal en la Escuela Técnica Aeronáutica. En cuanto a la organización judicial militar, el Código de Justicia Militar en el artículo 1º señala que la facultad de conocer en las causas civiles y criminales de la jurisdicción militar, de juzgarlas y de hacer ejecutar lo juzgado, pertenece exclusivamente a los Tribunales que establece este Código. Los artículos 13 y 71 expresan que en tiempo de paz y guerra, respectivamente, la jurisdicción militar será ejercida, entre otros, por los Fiscales. De estas disposiciones se concluye que las Fiscalías Militares son Tribunales Especiales, y los Fiscales son Jueces de Instrucción, no obstante que las expresiones Fiscalía y Fiscal pueden generar confusión con las Fiscalías del Ministerio Público y con las Fiscalías Administrativas de los organismos de la Administración del Estado. Cuando la investigación criminalística la realiza un órgano jurisdiccional, hablaremos de investigación criminalística judicial. Si la ejecuta una fuerza policial, bajo las órdenes de una Fiscalía, la denominaremos investigación criminalística policial. Finalmente, atendido que el artículo 74 del Código de Procedimiento Penal señala que Gendarmería de Chile deberá cumplir las órdenes y resoluciones de los Tribunales de Justicia respecto de los delitos cometidos en el interior de los establecimientos penales, sin perjuicio que el Tribunal pueda encomendar su cumplimiento a Carabineros de Chile o a la Policía de Investigaciones, podemos señalar que existe la investigación criminalística penitenciaria. Esta institución cuenta con el Departamento de Investigación y Análisis Penitenciario, dependiente de la Subdirección Operativa 13. Contrainteligencia e investigación criminalística La Ley Nº define contrainteligencia en el artículo 2º letra b) como aquella parte de la actividad de inteligencia cuya finalidad es detectar, localizar y neutralizar las acciones de inteligencia desarrolladas por otros Estados o 12 Diario Oficial de la República de Chile, Santiago, 2 de octubre de Resolución Nº / Exenta de 08.MAY Gendarmería de Chile. 377 Actualidad Juridica 30 indd por personas, organizaciones o grupos extranjeros, o por sus agentes locales, dirigidas contra la seguridad del Estado y la defensa nacional. El artículo 20 expresa que la inteligencia militar es una función que corresponde exclusivamente a los servicios de inteligencia de las Fuerzas Armadas y a la Dirección de Inteligencia de Defensa del Estado Mayor de la Defensa Nacional. Comprende la inteligencia y la contrainteligencia necesarias para detectar, neutralizar y contrarrestar, dentro y fuera del país, las actividades que puedan afectar la defensa nacional. Excepcionalmente, dentro de las funciones de policía que le corresponden a la autoridad marítima y a la aeronáutica, la inteligencia naval y la aérea podrán realizar el procesamiento de información de carácter policial que recaben. Luego, el artículo 21 nos dice que la inteligencia policial es una función que corresponde exclusivamente a Carabineros de Chile y a la Policía de Investigaciones de Chile, sin perjuicio de lo establecido en el inciso segundo del artículo 20 (autoridad marítima y aeronáutica). Comprende el procesamiento de la información relacionada con las actividades de personas, grupos y organizaciones que de cualquier manera afecten o puedan afectar las condiciones del orden público y de la seguridad pública interior. Desde una perspectiva doctrinaria clásica, recurriremos a la antigua conceptualización de Sherman Kent, quien expresaba que inteligencia es conocimiento, organización y actividad. 14 Pues bien, respecto de esta última expresaremos que aquí se incluye la inteligencia propiamente tal, contrainteligencia y operaciones especiales como funciones o actividades secundarias. La contrainteligencia se materializa a través de medidas de negación activas (operaciones especiales de contrainteligencia), pasivas (seguridad institucional, seguridad civil, seguridad de puertos, fronteras y viajes, vigilancia y control de las comunicaciones y protección de personas importantes), y de medidas positivas de contrainteligencia (engañar al adversario). En lo que aquí interesa, es en la contrainteligencia como seguridad institucional (v.gr. seguridad militar) donde se realizan actividades de investigación que a veces se aproximan a la investigación criminalística, no obstante que respecto del personal de inteligencia, las instancias de especialización (v.gr. curso de inteligencia) no están orientadas a instruir en investigación criminalística ni en su marco jurídico procedimental. Además, sin perjuicio de que las normas legales que rigen una y otra actividad son diferentes al igual que las atribuciones que confieren, no debe olvidarse la razón de ser de cada una de ellas. La investigación criminalística apunta a establecer la existencia de un delito y sus partícipes, es decir, responsabilidad penal, en cambio, la contrainteligencia, por ser una actividad secundaria, que 14 KENT, Sherman. Inteligencia Estratégica: para la política mundial norteamericana, Pleamar, Buenos Aires, Actualidad Juridica 30 indd forma parte de la función primaria inteligencia definida en el artículo 2º letra a) de la Ley Nº como el proceso sistemático de recolección, evaluación y análisis de información, cuya finalidad es producir conocimiento útil para la toma de decisiones; solo debe referirse a esto último, es decir, al proceso decisional de la autoridad respectiva en el nivel estratégico, operativo o táctico, y cooperar con la investigación criminalística judicial a través del procedimiento establecido en el artículo 39 de la Ley Nº Conviene también detenerse a analizar la situación del límite entre inteligencia policial e investigación criminalística en nuestro país, toda vez que son las mismas instituciones, que por un lado son policías auxiliares de la administración de Justicia y del Ministerio Público, y, por otro, son organismos de inteligencia. Esto, porque ha sucedido en la práctica que a las unidades de inteligencia policial, en delitos de cierta complejidad que representan un peligro para la seguridad del Estado, se les dan órdenes de investigar sobre hechos ya acaecidos, debiendo recolectar evidencia para presentar en juicio y detener a los imputados, para en definitiva declarar en las audiencias respectivas, los mismos agentes en su calidad de investigadores y aprehensores. Así, no resulta conveniente desde ningún punto de vista que los organismos realicen funciones investigativas para el Ministerio Público o Tribunales de Justicia, sino que lo apropiado es que se designen grupos especiales para tales misiones, y los organismos de inteligencia solo contribuyan indirectamente a las investigaciones. Es apropiado explicar, a propósito de la judicialización de la inteligencia, que una situación diferente es la prueba pericial de inteligencia, utilizada a menudo en procesos vinculados a terrorismo o crimen organizado, donde a veces se busca acreditar penalmen
Similar documents
View more...
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks